«Baila, baila, baila»: La segundas partes nunca fueron buenas a menos que seas Murakami

Llevo tantos días postergando esta reseña que tengo miedo de haberme olvidado de lo que leí. Demasiadas cosas a la vez que contar y a la par, nada. Muy en la línea de Murakami, ahora que lo pienso. En cualquier caso, lo que sí os puedo decir es que el tipo sabe cómo hacer continuaciones. Al menos en este caso.

No me he leído aún (al día que haya escrito esto) 1Q84, que es una trilogía, ni La muerte del comendador que son dos libros. De hecho, son los que me faltan para haber terminado con toda sus novelas y estoy retrasando el momento para no quedarme huérfana literaria, pero por el momento, os digo, y ya rectificaré si se da el caso, que Baila, baila, baila es la continuación que todos necesitábamos para La caza del carnero salvaje.

Mientras que el anterior es más realista mágico, este es más realista, a secas. Aunque por supuesto hay toques, reminiscencias de esa magia que evoca al pasado del protagonista. Gracias a eso puedo deciros que los leáis en el orden que os dé la gana, no se altera el producto, como dicen. Porque en este caso, ni él mismo sabe lo que busca, aunque está seguro de que busca algo.

La búsqueda del carnero le ha dejado resacoso y muchos años después, el protagonista sin nombre siente que tiene que volver a Sapporo, al Hotel Delfín, porque hay una mujer que llora por él y necesita reunirse con ella. Así que como está acostumbrado, deja su trabajo y allá que va.

Leer más »

La complejidad de «Crónica del pájaro que da cuerda al mundo»

Hacía bastante tiempo que tenía ganas de leer Crónica del pájaro que da cuerda al mundo. Se supone que es la obra más acabada de Haruki Murakami, un autor que ganó mi corazón con Kafka en la orilla. Por desgracia, leer libros es uno de los lujos que no suelo poder permitirme pero al final, terminé sacando hueco en el camino de casa al trabajo y del trabajo a casa.

Intentar escribir una breve sinopsis de las historias de Murakami es algo cuanto menos, complejo. Sin embargo, voy a intentarlo: Crónica del pájaro que da cuerda al mundo es la crónica de un hombre que ha perdido a su mujer y por mucho que quieran convencerle de que lo tiene todo perdido, cree que hay algo detrás mucho mayor de lo que le quieren hacer ver. El protagonista no descansará hasta recuperarla.
Leer más »

11 elementos de «It» que han salido en ‘Stranger Things’ reinventados…o no tanto

Los hermanos Duffer no esconden que ‘Stranger Things’ fue rechazada por al menos, 20 cadenas diferentes. Algunos les decían que suprimieran a los niños, otros que lo enfocaran a una aventura infantil, pero fuera la respuesta que fuese, siempre era negativa. Entonces, llegó Netflix. La plataforma de streaming se arriesgó con la historia ochentera y a los pocos días de publicarla en su sitio web, descubrieron que en realidad se trataba de la gallina de los huevos de oro.

¿Es la nostalgia de los ochenteros? ¿Es la interpretación de Millie Bobby Brown? ¿La escena de las luces en la pared o quizás sus referencias a “Dragones y Mazmorras”? Pueden ser muchas las razones por las que la serie que comenzó en el verano de 2016 se haya convertido en un fenómeno internacional. Sin embargo, la realidad es que ya está todo inventado y la historia en la que unos niños investigan la extraña desaparición de su amigo y la aparición de una niña poco habladora con poderes no es para nada nueva.

‘Stranger Things’ está plagada de referencias y homenajes cinematográficos tan característicos de los productos audiovisuales de la posmodernidad. Sus creadores son unos entusiastas de la cultura popular y eso va mucho más allá de los nombres, los disfraces y planos puntuales. Ambos han admitido en una entrevista para Hollywood Reporter que en efecto, “It” es “obviamente, una gran inspiración para la ficción”. Los Duffer se leyeron la historia de Pennywise a la misma edad que sus protagonistas.

Para ellos, eso supuso “un gran impacto” y no han podido evitar, voluntaria o involuntariamente, hacer su propia versión de la novela que les marcó la infancia, la adolescencia y en resumen, casi su vida. Son muchas las influencias de Derry que han terminado en Hawkins y están a continuación para demostrar que lo importante no es qué contar, sino cómo contarlo, la fórmula no tan secreta de los hermanos Duffer.

Leer más »

«Cien años de soledad» y miedo a la magia

Neruda, Machado, Rubén Darío, Unamuno, Alberti. Todos estos son nombres y apellidos que nos inspiran un enorme respeto. Sobre todo porque en algún punto los hemos tenido que estudiar obligados, lo más seguro, en el instituto. Eso con casi toda seguridad, ha provocado una enorme animadversión hacia autores de culto, autores a los que nadie cuestiona su calidez literaria.

Sin embargo, en algún punto de la Historia, cuando eran personajes normales, desconocidas (y eso a veces implica toda su vida, porque solo la muerte trae la gloria), los han evaluado igual que nosotros nos dedicamos a hablar sobre la última publicación de un autor que parece que destaca. Sin dudar de su valía como artistas, también se puede opinar sobre ellos desde una perspectiva más lejana, huyendo del prestigio que les ha infundido la distancia. 

Los gustos son subjetivos y podemos reconocer que algo es bueno pero que no es para nosotros. Incluso si se trata de un Nobel. Yo misma admito que repudio a Kubrik con toda mi alma y que Iñárritu me aborrece. ¿Y qué? No pasa nada. Por eso mismo, hay que eliminar esos prejuicios literarios (buenos o malos) y redescubrir la Literatura clásica. 

La pregunta es: se pueden disfrutar todavía en ¿2019? o año en el que leáis esto. Nadie cuestiona que Avaricia de Eric von Stroheim no haya sido un portento en el cine de su época, ni que El nacimiento de una nación no supusiera el comienzo de un nuevo arte. Y si queréis saber sobre cine, no os queda otra más que veros esa película; igual que tenéis que veros Evangelion Akira para evaluar la Ciencia Ficción de la actualidad. Pero eso no quiere decir que estéis obligado a disfrutarlo y leerlo por hobby.

Sin embargo, sí os puedo decir que Metrópolis de Fritz Lang es una película disfrutable, por ejemplo. Más que otras mucho más jóvenes. Depende de muchas cosas. Con los libros es igual. Vamos a apartar el miedo de renegar de los pesados pesados de la Literatura y sin discutir su calidad, plantearnos si a día de hoy es un libro que recomendar para leer por ocio y no solo para aprender.

Gabriel García Márquez, colombiano, consiguió el Nobel de Literatura en 1982 con Cien años de soledad. Se estudia en todos los cursos del instituto y se cataloga como uno de los mejores libros de la Literatura universal, del siglo XX, de la lengua castellana… La fama le precede. Yo lo apoyo, es un imprescindible del Realismo mágico que tener siempre en cuenta si queremos indagar en el género, pero antes de decir si os recomiendo o no el libro, o voy a dejar aquí algo importante e imprescindible a menos que se tenga una memoria prodigiosa.

Leer más »